jueves, 29 de mayo de 2008

46. Lluvia de carne

Niamey, el tabaski o fiesta del cordero , gran gran celebración musulmana. Diciembre 2007

Un día de marzo ll
egué a la oficina en pleno debate intenso : Hamissou defendía acaloradamente una postura, Illa la contraria, Abdou dudaba. No hacía falta saber haussa para ver que el tema era importante. ¿Que pasaba?

Hamissou afirmaba que cerca de Agadez, en Tillabéry, había llovido carne. Carne cruda. Illa decía (que, por cierto, es imán y se supone con una gran fe religiosa) que no era cierto. Al parecer (hay varias versiones) hacía unos días una niña de un orfanato quería comer carne pero no le dieron permiso porque no era la hora. Cuando fue la hora, la niña jugaba y le dijeron que ya podía comer pero la niña contestó que pronto habría carne de sobra (otra versión asegura que la niña quería dar la carne a una viuda). Al cabo de unos instantes llovía carne cruda.

En cualquier otra ocasión (o lugar) no hubiese prestado atención pero estábamos en Africa, donde el mundo no es como el resto del mundo. Abdou dudaba porque aunque creía en la posibilidad que algún ángel hubiese ejercido de cocinero su mente racional prevalecía y le decía que no.

En la boda de Harouna en Maradi, con Yves y su hija Fania. Marzo 2008

Dos cosas hacían que Hamissou creyese la noticia a pies juntillas: la primera, un clérigo muy conocido de Niamey (Abdou Daouda) había visitado la región y había tocado y comido personalmente la carne. Pero el argumento de peso era : ha salido en internet (sin ir más lejos, un nasara escribió sobre ello en su blog: http://margouillat.uniterre.com/39791/Une+pluie+de+viande+crue+s&%23039%3Babat+sur+une+bourgade+nomade+au+Niger.html. Si ponéis en Google "pluie de viande" + Niger saldrán 178 entradas explicativas del suceso).

Le comenté a Hamissou que no todo lo que aparecía en internet era cierto, pero ya no había duda: internet tenía casi tanto valor como el Corán.

Saidou, tú que eres un tío ilustrado, vas a Lyon (¡Europa !) el mes que viene, has viajado, eres religioso, culto, inteligente, ... ¿de verdad ha llovido carne?

Hombre, objetivamente, yo diría que no, normalmente no llueve carne, pero... ¿por que no? ¿no se producen otros milagros y los creemos ? ¿No está el Corán (y la Biblia pensé yo) lleno de situaciones increíbles y las creemos o como mínimo las aceptamos ? Vosotros mismos.


Encuesta nutricional en la provincia de Mayahi, Febrero 2008

2 comentarios:

Momoyama dijo...

Me ha encantado este relato, increíble. He entrado en google pero lamentablemente no domino el francés. Me parece de cuento. Y me pregunto, ¿como llueve la carne? hubo heridos, estaba deshuesada, que carne era (seguro que cerdo no). Con respecto a los comentarios al blog quizá más fotos, me gustan mucho. Te mando el link de una pagina de fotos sobre Egipto, me recordaron a las que publicaste tu sobre ese pueblo que tenia pintadas las casas.
http://www.fotoaleph.com/Exposiciones/ElOtroEgipto/OtroEgipto-portada.html#ElOtroEgipto

un saludo, María

Juan Jose Tarres dijo...

Hola Maria ! Como la leyenda se confunde con la realidad no queda claro que tipo y como llovio la carne. Creo que en la Biblia , cuando Moises cruzaba el desierto y pasaba hambre, Dios también "envió" carne, vease, codornices que cayeron del cielo. Al parecer es verídico que hay bandadas de pajaros que calculan mal las distancias y pueden desfallecer mientras vuelan por un lugar sin posibilidad de descansar (como ausencia de arboles en un desierto). Yo creo que: a) efectivamente, no era cerdo. b)los trozos se posaron dulcemente sin provocar heridos. c)una dieta equilibrada deberia incluir una ensalada al principio.